Site Overlay

La hamburguesa: baja en nutrientes, rica en grasas y aditivos, y potencialmente peligrosa





Desafortunadamente la hamburguesa tiene valores nutrimentales muy bajos. En especial las hamburguesas producidas comercialmente son comúnmente altas en grasas, aditivos y conservadores; y muchas son elaboradas con carne de mala calidad, aunque depende de la marca.

Si una hamburguesa no está bien cocida, podría guardar microorganismos muy peligrosos. Al menos una bacteria de la cepa Escherichia coli puede invadir la carne durante la matanza del animal o en la preparación de la hamburguesa si no se tiene cuidado o se elabora a la intemperie (calle). Esta bacteria es la causante de un alto porcentaje de las infecciones gastrointestinales, como por ejemplo la diarrea sanguinolenta que suele incluir fiebre alta en un lapso de 1 a 8 días.

Al moler la carne infectada los microorganismos se distribuyen por todo el producto terminado, y si la hamburguesa no es cocida adecuadamente algunas bacterias sobrevivirán.

Recordemos que son los ancianos, niños y enfermos quienes tienen mayores probabilidades de adquirir una intoxicación por alimentos.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *